"Un jugador se puede morir en la altura de La Paz, pero nadie hace nada"

Mañana, Argentina tendrá que visitar a Bolivia en la siempre difícil ciudad de La Paz, donde se juega a 3600 metros de altura. Y esto, siempre implica un riesgo.Ahora, el que lo dejó en claro y encendió las alarmas fue Fernando Signorini, el preparador físico de Diego Maradona en su etapa en la Selección argentina. "Lo que dije en su momento lo repito con más énfasis: un futbolista puede morir en altitud. Y lo grave es que nadie está dispuesto a tomar ninguna medida", confesó en declaraciones a Radio La Red."No es que no se pueda jugar en la altura. Se puede, pero con adaptación. Está comprobado por la ciencia que para la alta competición hace falta una semana de adaptación por cada mil metros de altura que se sube. Con el tiempo del fútbol de hoy en día, eso es imposible", afirmó. Y luego, agregó: "La FIFA tiene que reaccionar. Bolivia podría hacer de local, por ejemplo, en Santa Cruz de la Sierra, que está a unos 500 metros sobre el nivel del mar. Pero un dirigente boliviano me dijo una vez que jugar en La Paz complica al adversario, por eso eligen esa sede". Signorini fue el 'profe' de la Selección que perdió 6-1 en la última visita argentina a La Paz. Y de ese día, recordó un caso en particular: "El ejemplo más claro es lo que sucedió con Gago, que tuvo una descompensación cuando volvíamos, en la escala en Cochabamba, y debió ser medicado. Así, el deporte no sirve para nada".Por otra parte, también explicó cómo puede repercutir los 3600 metros en el juego de Lionel Messi.  "En la medida que él tenga recursos energéticos, va a poder acelerar como lo hace habitualmente. Pero sin duda va a necesitar mucho más tiempo para recuperarse después de cada acción. Además, para rendir como suele hacerlo, también 

Cargando...

YAHOO DEPORTES EN FACEBOOK